Saltar al contenido

¿Cómo limpiar el lente de tu cámara fotográfica de manera rápida y sencilla?

Limpieza de objetivos

¿Sabes porque es ideal mantener tu cámara y lentes alejado del polvo? Imagínate que hayas realizado una sección de fotos y luego te das cuenta que la mayorías de las fotografías se estropearon por causa de una partícula que se había pegado al sensor, arruinando casi todas las las fotos o rayando el sensor de por vida.

Ser precavido con la cámara es muy importante, pero no garantiza de que en cualquier instante una partícula, un descuido o la misma humedad llegue a dañar nuestro equipo. Es ahí donde saber cómo confrontar el problema y buscarle una solución te dará una ventaja añadida.

Las cámaras fotográficas son herramientas que se deben tratar con mucho cuidado, siendo cuidadoso al momento de utilizarla tratando de no estropearla ya que un paso en falso puede ser un grave error. Por si no sabias, los objetivos son una de las partes más sensibles de estos dispositivos, en ellos es donde se encuentran los lentes que nos permiten tomar la fotografía. También viene siendo la parte que mas sobresale de la cámara por por lo que hay que cuidar el transporte del material con bolsos o mochilas especiales con compartimentos acolchados que impida afectarle cualquier caída, golpes o movimientos bruscos.

Este tipo de herramienta no solo hay que tratar de que no se rompa sino mantener un mantenimiento adecuado de la misma. Es necesario limpiar perfectamente las piezas clave de la cámara para impedir que un objetivo sucio o empañado no llegue a estropearnos una captura importante, también para alargar su vida útil.

Bolso de lentes camara

Para hacer una limpieza perfecta del objetivo de la cámara debemos hacerlo con materiales limpio en un área libre de polvo y con mucha iluminación para poder visualizar perfectamente que hemos limpiado exitosamente nuestro equipo. Por otro lado, se recomienda usar guantes de látex para evitar ponerle la grasa de nuestras manos en el lente.

Lo primero que debemos hacer es utilizar un cepillo suave para retirar el polvo y la suciedad del cuerpo de la cámara. Utiliza un cepillo mas grande para el cuerpo de la cámara y uno pequeño para las partes estrechas, mientras le estés pasando el cepillo no lo vallas a presionar con tanta fuerza contra la cámara, esto debe hacerse cuidadosamente.

Luego retiramos el polvo de la parte superior del lente con la pera o soplador, reemplazamos la tapa del lente delantero para luego retirar el polvo de la superficie de la misma con el soplador y evitar que el polvo se pegue al lente. Cuando la lente ya este demontado de la cámara seguimos usando el soplador para eliminar los residuos mas grande, así al frotar el lente no rayemos esa superficie.

Limpieza de lente Canon

Después, podemos utilizar una solución para humedecer el lente y no quede rastro de suciedad. La solución esta compuesta de un 80% de agua destilada, un 20% de alcohol isopropílico y un par de gotas de humectante. Normalmente esta solución se aplicar con una gamuza de microfibra limpia, una que sea para limpiar y otra para secar. Este proceso debe realizarse con mucho cuidado, limpiando el cristal siempre en círculos. Así podrás conseguir que tu objetivo resplandezca ya que este método de limpieza sirve para eliminar desde el polvo hasta la grasa acumulada del uso.

Otra manera de proteger el lente es usando un filtro UV, este es un filtro transparente visible a la luz que se coloca sobre el lente. Estos filtros UV mayormente son baratos y el precio va a variar depende el tamaño del mismo, muchos usuarios lo utilizan para proteger el lente ya que es muy recomendable para reducir brumas y neblinas creadas por luz ultravioleta. Este es bastante útil contra el polvo y cuando estamos en zonas arenosa con vientos. Sin embargo tarde o temprano también tendrás que limpiar este filtro de la misma manera que el lente. El resultado de ésta limpieza dejara el lente brillante y un material listo para funcionar.

Filtro UV

Lo que no debes hacer al momento de limpiar un objetivo

  • Para que no te enfrente a mayores daños, una camisa, un papel o cualquier trapo viejo no son opciones aceptadas para higienizar tus lentes.
  • No utilices limpiadores genéricos de lentes para limpiar tus objetivos, algunos son muy áspero y pueden terminar dañando protector que las marcas utilizan para proteger las lentes
  • No agregues ningún tipo de sustancia líquida directamente sobre el lente, ya que puede entrar por el interior del objetivo y dañarlo.

Trata siempre de cuidar tu cámara de la mejor manera posible y si también te interesa limpiar el sensor de tu cámara te aconsejamos que veas este vídeo el cual te dan alternativas muy interesantes: